CARILLAS

Las carillas dentales son una fina lámina de cerámica, porcelana o composite que se adhiere a la parte frontal del diente para cambiar la forma, tamaño y color.

Para colocar una carilla dental solo será necesario reducir un mínimo tejido del diente haciendo que este tratamiento rehabilitador sea más conservador que un tratamiento con coronas de porcelana o cerámica.

Existen casos en los que no sería necesario realizar ningún tipo de eliminación previa para la colocación de la carilla, esto es lo que se conoce como “microcarillas”.

La utilización de carillas es una buena alternativa, nos permiten realizar restauraciones dentales muy naturales y duraderas.

¿Cómo se realiza un tratamiento con carillas?
1

Diseñaremos un estudio personalizado de la boca en 3D (mediante Smile Design 3Shape) donde tendremos en cuenta los aspectos faciales del paciente. Para ello tendremos que realizar una sesión fotogrática intraoral y extraoral, video y un escaneo intraoral 3D.
Está fase del tratamiento es muy importante porque concretaremos la forma, posición de los dientes y su integración con la propia sonrisa del paciente.

2

Cuando el diseño digital es aprobado por el odontólogo y el paciente realizaremos una simulación del tratamiento en boca sin necesidad de alterar ningún diente, permitiendo al paciente apreciar como quedara el tratamiento final.

3

Cuando el diseño está concretado empezaremos con la preparación de los dientes y la colocación de unas carillas provisionales que nos permitirá proteger los dientes hasta que tengamos las carillas definitivas.
Es un tratamiento rápido que hace cambiar tu sonrisa en pocas semanas.