Happy Kids

La higiene bucal en los niños

La higiene bucal en los niños 958 577 Suárez Rivaya

 

¿Cómo limpio los dientes de mi hijo? ¿Cuáles son los pasos para una correcta higiene bucal en los niños?

 

La limpieza de los dientes de su hijo debe ser parte de su rutina de higiene diaria, son muchas las consultas que recibimos sobre la correcta higiene bucodental para los pequeños, qué tipo de dentífrico, cómo realizar el cepillado, usar flúor sí o no.

 

Estos son algunos consejos que pueden ayudar:

  • Cuando empiecen a aparecer los primeros dientes, trate de usar un cepillo de dientes diseñado para niños, con una mínima cantidad de pasta de dientes con flúor.
  • Es importante supervisar el cepillado de su hijo hasta que tengan por lo menos siete años.
  • Una vez que todos los dientes han aparecido, utilice un cepillo de dientes con una cabeza pequeña y cerdas suaves en pequeños movimientos circulares y tratar de concentrarse en una sección a la vez.
  • No olvide cepillarse suavemente detrás de los dientes y sobre las encías.
  • Haga el cepillado una rutina – justo antes de que su hijo vaya a la cama y al menos otra vez durante el día.

 

Los niños deben ser supervisados ​​al cepillarse hasta la edad de 7 y debes asegurarte de que se enjuagan, en vez de escupir la pasta de dientes, y que no se trague si es posible. De esta manera el flúor permanece en la boca durante más tiempo y será más eficaz.

 

¿Debo usar pasta de dientes con flúor?

[/title][fusion_text]La dentadura pueden conseguir flúor de formas diferentes, incluyendo de pasta de dientes, aplicaciones específicas de fluoruro y tal vez el agua potable en su área. Éstos pueden ayudar a prevenir la caries dental.

Los niños deben ser supervisados ​​al cepillarse hasta la edad de 7 y debes asegurarte de que se enjuagan, en vez de escupir la pasta de dientes, y que no se trague si es posible. De esta manera el flúor permanece en la boca durante más tiempo y será más eficaz.

Puede comprobar el nivel de fluoruro en el envase de la pasta dental.[/fusion_text][title size=»2″ content_align=»left» style_type=»none» sep_color=»» margin_top=»» margin_bottom=»» class=»» id=»»]

¿Qué tipo de cepillo deben usar los niños?

[/title][fusion_text]Hay muchos tipos diferentes de cepillos de dientes para niños, incluyendo cepillos de colores brillantes, algunos que cambian de color, algunos con personajes favoritos en el mango, y algunos con un temporizador. Todos ellos animan a los niños a cepillarse los dientes.

Lo más importante es usar un cepillo de dientes de cabeza pequeña con cerdas suaves de nylon, adecuadas para la edad de tu hijo.
El uso de un cepillo de dientes de poder puede ayudar a hacer que el cepillado divertido y comprobar que su niño se cepilla la cantidad correcta de tiempo.

Como ya os contamos en nuestro artículo ¿Cuándo debemos acudir por primera vez con nuestros hijos al dentista? Es recommendable que los niños empiecen a visitar a su dentista desde el primer año de edad, poder prevenir futuros problemas bucodentales. Pero también existen otras razones, como acostumbrarles al entorno, los olores, ruidos, etc. Cuanto antes acudan al odontólogo más relajados estarán.

En Suarez Rivaya Instituto Dental contamos con un área de Odontopediatría, que se ocupa específicamente de los niños y adolescentes para prevenir y tratar todo tipo de problemas dentales en los dientes de leche y los dientes permanentes.[/fusion_text][/one_full][/fullwidth]

Mi niño se chupa el dedo, ¿puede afectar a su dentadura?

Mi niño se chupa el dedo, ¿puede afectar a su dentadura? 944 569 Suárez Rivaya

 

La succión en los niños, ¿es peligrosa?

 

 

La succión es un reflejo natural para los niños. Chupar los pulgares, dedos, chupetes u otros objetos puede hacer que los bebés se sientan seguros y felices y ayudarles a aprender sobre su mundo. Los niños pequeños también pueden chupar para calmarse y ayudarles a quedarse dormidos. ¿Es peligroso?

 

Los niños suelen dejar de chupar entre las edades de dos y cuatro años de edad, o en el momento que los dientes frontales permanentes están listos para salir, pero puede alargarse en el tiempo. ¿Puede ser peligroso o nocivo para el desarrollo de la dentadura?

Después de que los dientes permanentes salgan, la succión puede causar problemas con el crecimiento adecuado de la boca y la alineación de los dientes. También puede causar cambios en el paladar de la boca.

Los chupetes pueden afectar los dientes esencialmente de la misma manera que chupar los dedos y los pulgares, pero a menudo es un hábito más fácil de romper.

La intensidad de la succión es un factor que determina si pueden surgir problemas dentales. Si los niños dejan sus pulgares pasivamente en sus bocas, es menos probable que tengan dificultad que aquellos que chupan vigorosamente. Una succión más agresiva pueden desarrollar problemas con sus dientes de leche.

 

¿Cómo puedo hacer que dejen este hábito?

[/title][fusion_text]

Los niños suelen dejar de chupar entre las edades de dos y cuatro años de edad, o en el momento que los dientes frontales permanentes están listos para salir, pero puede alargarse en el tiempo:

Premie o alabe a su hijo por no succionar.

Los niños a menudo se chupan los pulgares cuando se sienten inseguros o necesitan comodidad, intente averiguar qué le preocupa.

Cuando un niño es algo mayor, explique usted o su dentista lo que podría suceder a sus dientes si no dejan de succionar.

Si estas acciones no funcionan, recuerde al niño de su hábito vendándole el pulgar o poniendo un calcetín en la mano en la noche. También se pueden prescribir un medicamento amargo para cubrir el pulgar o el uso de un aparato bucal.

¿Sabías que somos expertos en odontopediatría? Consulta directamente a nuestros especialistas en nuestro centro dental de Avilés: Suárez Rivaya Instituto Dental[/fusion_text][/one_full][/fullwidth]

Dientes de leche y ortodoncia, ¿qué hacer para evitarla?

Dientes de leche y ortodoncia, ¿qué hacer para evitarla? 944 569 Suárez Rivaya

 

Cuidar los dientes de leche puede evitar futuras ortodoncias.

 

Es muy común pensar que, como los dientes de leche no son definitivos podemos descuidar un poco el cuidado de los mismos. Esto no es correcto ya que tenemos que tener en cuenta tanto las posible molestias que una caries puede producir en el bebé como el hecho de que son estos dientes de leche los que van a generar el espacio para los dientes definitivos.

 

Los dientes de leche

[/title][fusion_text]

Los dientes de leche son 20 y se puede decir que las 10 piezas existentes en la parte superior e inferior de la boca se reparten en 4 cuadrantes con 5 piezas cada uno. Cada cuadrante consta de un incisivo central, un incisivo lateral, un canino, un primer molar y un segundo molar. En total son 8 incisivos, 4 caninos y 8 molares.

Por lo general, los incisivos inferiores suelen ser los que salen antes, para pasar luego a la aparición de los incisivos superiores, los primeros molares después pasando por los caninos y, finalmente, los segundos molares. Hacia los dos años y medio o tres años los niños disponen ya de todos los dientes de leche.

[/fusion_text][title size=»3″ content_align=»left» style_type=»none» sep_color=»» margin_top=»» margin_bottom=»» class=»» id=»»]

La caída de los dientes de leche

[/title][fusion_text]Los dientes de leche comienzan a caer hacia los 5 ó 6 años y su caída suele seguir el orden con el que aparecieron. Los incisivos y primeros molares aparecen hacia los 6 ó 7 años, y los colmillos lo hacen hacia los 11 ó 12 años. Así, hacia los 11 ó 12 años ya han caído todos los dientes de leche, basándose la estructura final de la boca entre los 12 y 13 años en 7 dientes por cuadrante.

Habitualmente, un diente de leche se mueve porque su raíz se ha reabsorbido por presión del diente definitivo que va a salir en su lugar.

Unos dientes no saludables o una mala alineación de los dientes pueden afectar directamente la salud de la boca y también el organismo del niño. Esto es cierto incluso con los pequeños dientes de leche.

 

Algunos consejos para prevenir futuras ortodoncias

[/title][fusion_text]

Si se pierden piezas de forma prematura, se hace necesario mantener el espacio para que, posteriormente, el diente permanente pueda salir de la forma más correcta posible. La visita regular al dentista permitirá tener controlado el recambio dentario e incluso prevenir futuras ortodoncias.

Empezar las revisiones dentales desde muy pequeño es esencial para que el odontopediatra controle que el desarrollo bucodental de tus hijos es adecuado. De esta manera, podrá prevenir cualquier problema que pueda perjudicar su dentición definitiva a tiempo.

Unos dientes no saludables o una mala alineación de los dientes pueden afectar directamente la salud de la boca y también el organismo del niño. Esto es cierto incluso con los pequeños dientes de leche. Existe el riesgo de que los dientes permanentes enfermen, si los dientes de leche no estan sanos. Por lo tanto, el cuidado dental es muy importante desde el principio.

[/fusion_text][fusion_text]

A los niños pequeños debemos ayudarles a limpiarse los dientes favoreciendo su cuidado e inculcación del hábito. Una buena idea es empezar nosotros y que sean ellos los que acaben con el cepillado.

Debemos intentar limpiarlos desde que empiezan a salir después de cada comida, cuando son más pequeños mediante el uso de un paño o una gasa suave humedecida para posteriormente hacerlo con cepillos de dientes especialmente adaptados para ellos. Una vez cumplido los dos años o cuando han erupcionado todos los dientes podemos usar pasta dental con fluor en pequeñas cantidades.

[/fusion_text][fusion_text]¿Tienes dudas? Consulta a nuestra unidad de odontopediatría en nuestro centro dental de Avilés: Suárez Rivaya Instituto Dental[/fusion_text][/one_full][/fullwidth]

¿Cuándo debemos acudir por primera vez con nuestros hijos al dentista?

¿Cuándo debemos acudir por primera vez con nuestros hijos al dentista? 944 569 Suárez Rivaya

 

La primera visita infantil al dentista, ¿cuándo?

 

Son muchas y muy diferentes las opiniones respecto cuando debería de ser la primera visita infantil al dentista. La más frecuente es que no es necesario que los niños acudan al dentista hasta que se les hayan empezado a caer los primeros dientes de leche, una opinión errónea, ya que es fundamental que el dentista compruebe que los dientes de leche de su hijo están debidamente cuidados, ya que, de lo contrario, podría perjudicar al siguiente diente una vez que el primero se caiga.

 

Debido a la mala higiene bucal con la que nos encontramos frecuentemente en niños muy pequeños de edad, desde el Instituto Suarez Rivaya de Avilés, le aconsejamos que su hijo visite al dentista entre el primer y segundo año de edad.

¿Por qué siendo tan pequeño? Las razones de esta recomendación son varias:

En primer lugar, se le realizará un estudio completo a la boca del pequeño para así poder prevenir futuros problemas bucodentales. Además, concienciaremos a su hijo con su ayuda, ya que este es aún muy pequeño para seguir una dinámica y rutina por si sólo, de que la higiene dental es algo indispensable que se debe realizar diariamente varias veces al día.

También le enseñaremos técnicas adecuadas de cepillado, y por último, algo que es muy importante y muchos padres pasan por alto, hacer ver a los niños de que no deben de temer al dentista, si no de que estos están para ayudarles a mantener una boca sana durante toda la vida, por lo que es aconsejable que los niños no escuchen de boca de sus padres experiencias dolorosas que estos hayan padecido en su dentista.

Desde el Instituto Suarez Rivaya de Avilés, le aconsejamos que su hijo visite al dentista entre el primer y segundo año de edad.

Por todas las razones anteriores una visita de su hijo temprana al dentista es indispensable, pero hasta que esta se dé y a posteriori, le recomendamos seguir estos consejos:

• Cuando el pequeño sea un bebé limpie suavemente sus encías con una gasa húmeda.
• A partir de los 2 años incluya en la higiene dental de su hijo una pasta de dientes especializada para su edad.
• Una vez que le hayan salido todos los dientes de leche lleve a su hijo al dentista cada seis meses
• Controle las técnicas de cepillado dental de su hijo hasta los 7-8 años para comprobar que se está lavando los dientes como el dentista le enseñó en la primera visita.

En Suarez Rivaya Instituto Dental contamos con un área de Odontopediatría, que se ocupa específicamente de los niños y adolescentes para prevenir y tratar todo tipo de problemas dentales en los dientes de leche y los dientes permanentes.

Somos unos de los pocos centros dentales especializados en odontopediatría en Asturias, en el que nuestro equipo de especialistas está formado en el tratamiento de los pequeños de la casa, dándoles tranquilidad y confianza para que la visita al dentista sea una experiencia divertida y no traumática.

 

Pereferencias

Cuando visita nuestro sitio web, puede almacenar información a través de su navegador de servicios específicos, generalmente en forma de cookies. Aquí puede cambiar sus preferencias de privacidad. Vale la pena señalar que bloquear algunos tipos de cookies puede afectar su experiencia en nuestro sitio web y los servicios que podemos ofrecer.  Saber más

Click to enable/disable Google Analytics tracking code.
Click to enable/disable Google Fonts.
Click to enable/disable Google Maps.
Click to enable/disable video embeds.
Este sitio web utiliza cookies propias y/o de terceros para mejorar nuestros servicios, Puede consultar mas información en preferncias